google-site-verification=3NoeKnCC4L5iczeVyWdHsbs0Oi8Kgd6SAChtTNLojvw NO ACEPTES

NO ACEPTES

 

“No aceptes lo habitual como cosa natural. 

Porque en tiempos de desorden,

de confusión organizada,

de humanidad deshumanizada,

nada debe parecer natural.

Nada debe parecer imposible de cambiar.”

Bertolt Brecht.

 

Lo habitual es producto de repeticiones de actos, aprendidos por experiencias o por moldeamiento al contemplar a otros. Lo integramos en nuestra cotidianidad como si fuera natural, cuando en realidad son ajenos artificios sociales que en muchos casos ni siquiera son los mejores ni mas beneficiosos para nosotros mismos.

Igual que aprendemos a hablar una lengua, aprendemos las normas de nuestro entorno inmediato que nos moldea y nos hace iguales al grupo para que este se aseguré la continuidad. De está manera la uniformidad protege al grupo e impide el desorden, aunque lo inesperado rompa la norma se adaptara de tal forma que sea el resultado natural del habito.

 

Actuar con criterio propio, expresar la curiosidad o cuestionar la norma forma parte de nuestro carácter humano, sin todo lo anterior los pocos genes que nos diferencia de los otros simios no hubieran aparecido.

El cambio es continuo, aunque las normas nos hagan sentirnos seguros, nada permanece estático. Lo natural es la trasformación, el movimiento, la búsqueda de la felicidad en definitiva. Estamos diseñados para la resolución de los problemas que en cada instante el gran universo o el mas pequeño de los acertijos nos desafía a resolver.

 

Luisa Belinchón Martínez 

 

 

 

 

Please reload

Entradas destacadas